noviembre 19, 2012

Suspiros


Que una noche de luna llena;

el silencio te hable de mis sentimientos.

Tomado en cuenta que puedes ignorar

la luna en su máximo esplendor;

una, dos y hasta mil noches,

pero en algún momento, instante fugaz,

tus ojos la verán ahí plasmada, intacta,

inspiradora como siempre y,

podrás,  en realidad, no recordarme.

Es posible, entonces, que la brisa de la distancia y la paz

lleve hacia a ti el aroma de mi piel.

Soñaré que un día sucederá;

que el viento y el clima frío en la soledad de tu ventana,

mi sentimiento se congela y

cuando salga el sol al amanecer

morirá por no haberte encontrado.

Murió de frío, de tristeza

con muchos suspiros, pero al fin murió.

Y es hoy un miércoles por la mañana que comprendo que , en realidad, no lo siento en verdad. Puesto que mis sentimientos son míos, valiosos, sin dueño. Afortunada de amar cada día con locura acompañados de un hermoso arcoíris y sin ti.

MaryEly Arriaga 

No hay comentarios: